Tarde para la ira

Un noir español muy recomendable. Otro título más que demuestra que el cine negro, criminal, policíaco, carcelario… es, en los últimos tiempos, y salvo contadas excepciones, aquel que aúna mejor a crítica, público, y a gente de las diversas ideologías en España. La trama es sencilla. Un proceso, un desarrollo lineal, una serie de descubrimientos y de actos en crecimiento exponencial. Antonio de la Torre lo borda con su inexpresividad. Si los americanos tienen a Jack Nicholson para hacer de loco, nosotros a De la Torre para hallar a alguien de quien no se sabe lo que piensa, un espejo opaco. Su imagen ensangrentada y con la escopeta de caza podría llegar a ser comparable al asesino de La matanza de Texas con la motosierra y la máscara de Hockey. La gran virtud de la cinta es precisamente esa incertidumbre a causa de su inexpresividad. ¿De verdad lo va a hacer? ¿Después de lo que ha escuchado, de lo que ha oído, de lo que ha sentido? ¿Del tiempo que ha transcurrido? ¿Prescriben realmente los crímenes? ¿La existencia cotidiana puede hacer olvidarnos el mal pasado? En resumen. Tarde para la ira, tarde ya para que sea candidata a los Óscar, pero podría serlo para la siguiente edición.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s