Ready Player One

En su día comencé a leer la novela. Estoy hablando ya de unos cuantos años. Pero no demasiados puesto que se publicó en 2011. No me gustó, la dejé a la mitad. De acuerdo que muchas referencias a la cultura friki y geek, pero en el fondo un batiburrillo, nada original, un mezclarlo todo, un refrito. Así como una trama para adolescentes. Me harté. Resulta que Steven Spielberg acaba de estrenar una película basada en la obra de Ernest Cline. ¿Tan errado estoy?

Quienes me han leído más de una vez sabe que en mis críticas a menudo hago un repaso, referencias, a otras reseñas que he encontrado por Internet, en las que me fijé para después ir al cine. En este caso, todas equivocadas. Leo: “Steven Spielberg ya tiene a su Matrix”. “Ready Player One es un verdadero homenaje a la cultura Pop”. Y concluyo: ningún periodista en este país está capacitado, cuenta con la ideología correcta, para hablar de Ready Player One.

En primer lugar, Steven Spielberg no tiene a su matrix sino, por hablar de su precedente más cercano, ha creado a su “¡Rompe Ralph!” Es decir, una trama con personajes nuevos pero que se basa en la recuperación de una estética retro, ochentera, de los noventa, con cientos de cameos.

La segunda aclaración. No es cultura popular. Miren la definición de cultura pop en wikipedia. La cultura de la plebe, mayoritaria, propia de las masas, de gente sin formación, en confrontación con la cultura de la intelligentsia, de los universitarios, de las clases formadas. Cultura popular: Britney Spears, Maluma, Reggaeton, Spice Girls, Rythm & Blues, 50 sombras de Grey, el fútbol, La que se avecina… No Ready Player One. Ni aunque la conciba una novela para adolescentes. ¿Cuántos de los que van a ir la película serán capaces de reconocer aunque sea el cincuenta por ciento de los personajes que aparecen? Mejor dicho, porque la cinta de Spielberg van a ir a contemplarla los frikis. ¿Cuántos de los que “no” van a ir a ver la película no serían capaces de reconocer al menos la mitad de las referencias? ¿Quién que haya nacido a partir de los noventa sabe lo que es una Atari? No los seguidores de la cultura popular, desde luego. Meterle ese adjetivo es casi un insulto.

Es cultura minoritaria. Llámenla como quieran: friki, geek, nerd. Es cultura minoritaria, y seguida entre otros por gente que va a la universidad, que es intelectual, con sus inquietudes, capaz de desarrollar cualquier tipo de conversación. Solo que esa intelectualidad es diferente a la intelectualidad que sigue y perpetúa el lobby cultural que monopoliza y domina instituciones de este país como son el cine (de ahí que deje tanto de desear) o la prensa.

Es cultura minoritaria. Y lo que hace Steven Spielberg en Ready Player One es, a manera de cool hunter que registra entre las tribus urbanas aquello que puede ponerse de moda, intentar convertirla en genérica. Más o menos el mismo propósito de Disney desde que se apropió de Star Wars.

Llevo más de quinientas palabras escritas y no he hablado de la película en sí. Correcta. De dos horas, pero es tan intensa que se hace más larga. Entretenida, de final ingenuo y ochentero, que hubiera necesitado un par de vueltas para ser adecuado. Abruma por la cantidad de información, pero a mi parecer no cansa. Ese es el mejor epíteto que le puedo dedicar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s